Comissió Executiva del Sindicat d’Estudiants del País Valencià

La situación epidemiológica en el País Valencià ha llegado a un punto crítico. Los datos oficiales de contagios, muertes e incidencia del virus en nuestras ciudades son escalofriantes: contamos con 1.439 casos por cada 100.000 habitantes, en las últimas 24 horas se han confirmado casi 10.000 nuevos casos y las UCIs valencianas son las más saturadas de todo el estado con un 80% de ocupación y más de la mitad de las camas disponibles ocupadas con pacientes con Covid. Tal y como informa eldiario.es, 7 de las 25 ciudades españolas de más de 40.000 habitantes más afectadas por la pandemia se encuentran en la Comunidad. Alcoi encabeza el listado –con un aumento del 129% de incidencia acumulada respecto a las anteriores semanas–, seguido de Dénia, Elda, Alzira, Sagunt, Torrent y la ciudad de València.

¡Todas y todos a las concentraciones!

La orden de la Audiencia Nacional de meter en prisión por un periodo de nueve meses y un día al rapero Pablo Hásel es un completo escándalo. Mientras este alto tribunal vuelve a pisotear la libertad de expresión, el rey emérito campa a sus anchas disfrutando en el Golfo pérsico de una fortuna amasada en base a comisiones ilegales, fraude fiscal y corrupción. Este es el régimen del 78 que todos los días criminaliza a la juventud y deja impune a fascistas, reyes ladrones, torturadores y políticos corruptos.

Comunicado do Sindicato de Estudantes Galiza

En 1995, o Sindicato de Estudantes tivo que convocar unha manifestación que rematou na porta principal de Navantia para conseguir que a empresa pública permitise que os estudantes de FP puidesen facer as prácticas nas súas instalacións, cousa á que ata ese momento se negaba.

O único que impediu que o Sindicato de Estudantes convocase a finais do ano pasado unha nova manifestación con remate no mesmo sitio foi esta situación de pandemia. Por nada máis, porque o que está a facer Navantia nas convocatorias das prazas de ingreso é de xulgado de garda.

Aturada des de les 11h a 12h i concentracions de protesta al institut

Descarrega el cartell | Descarrega el manifest

La lluita continua!

Els i les estudiants dels instituts públics del País Valencià portem setmanes denunciant les lamentables condicions en les que estem obligats a fer classe. En plena tercera onada de la Covid-19, els nostres centres segueixen sense ser espais segurs.

Aturades a les 9h i 17h dijous 14 i divendres 15 de gener amb concentracions al pati de l’institut

Els i les estudiants dels centres d’ensenyament públic del País Valencià estem patint una situació insostenible on s’està vulnerant dia rere dia el nostre dret a una educació pública de qualitat.

Des de l’inici del curs 2020-2021 al setembre, tant la Conselleria d’Educació com el Ministeri d’Educació s’han negat en posar en marxa mesures contundents per frenar la onada de contagis per la Covid-19 als nostres centres d’estudis, mesures que hem estat exigint des de l’inici de la pandèmia com la baixada de les ràtios o la contractació massiva de professorat.

Los y los estudiantes universitarios llevamos meses siguiendo las clases de forma telemática. Sin embargo ahora, en la cresta de la tercera ola, nos estamos viendo obligados a realizar los exámenes presencialmente ante la desidia e irresponsabilidad del ministro de Universidades, Manuel Castells, y los rectores de las universidades. Una vez más esta decisión no ha ido acompañada de ninguna medida para asegurar que podamos realizar los exámenes de forma segura, por lo que las aglomeraciones en los pasillos y en las propias aulas se han convertido en la norma.

Paralización de la actividad lectiva y puesta en marcha de un plan de rescate a la educación pública ya

La situación sanitaria en el Estado español es de nuevo insostenible. El 21 de octubre nuestro país superó el millón de casos de Coronavirus, 750.000 de ellos detectados durante la segunda ola, es decir, de agosto a septiembre. Pero la realidad desborda los datos oficiales del Gobierno del PSOE-UP. El propio Ministerio de Sanidad reconoce que es posible que se estén detectando solamente entre el 60% y el 80% del total, algo que podría elevar el número real de contagios a los 3,5 millones como mínimo, aunque los expertos creen que la cifra más exacta podría rondar los cinco millones.

Esquerra Revolucionària País Valencià

El pasado 12 de octubre una caterva de neonazis organizados y coordinados por España 2000, realizó una marcha nocturna portando antorchas –al más puro estilo Ku Klux Klan– y todo tipo de simbología fascista por el barrio valenciano de Benimaclet, uno de los barrios obreros con mayor movilización social de la ciudad.

Esta marcha, que fue permitida vergonzosamente por la Delegación del Gobierno del PSPV-PSOE, pretendía amedrentar a los vecinos y vecinas del barrio. A pesar de que las esvásticas ondeaban libremente, el despliegue de antidisturbios movilizado no realizó ni una sola identificación, requisa o propuesta de sanción a estos elementos fascistas. Con la complicidad de las fuerzas de seguridad del Estado, una bandada de neonazis se paseó por todo el barrio de Benimaclet con total impunidad. Un trato bien distinto al que recibimos los miles de vecinos que nos movilizamos para parar los pies a la extrema derecha.

Descarga la carta de respuesta del Ministerio a nuestra petición de reunión

Tras cuatro cartas y numerosos correos solicitando una reunión de urgencia con la ministra Isabel Celáa ante el desastre del inicio de curso, el ministerio de Educación finalmente ha respondido nuestra petición. ¿Concediendo un encuentro urgente con el movimiento estudiantil para escuchar nuestras preocupaciones, reivindicaciones y demandas? Por supuesto que no. Rechazando, una vez más, reunirse con el Sindicato de Estudiantes “por cuestiones de agenda”.

El pasado 2 de octubre la cadena À Punt estrenó el documental “La mort de Guillem”, una película en homenaje a Guillem Agulló, joven antifascista y militante de la izquierda independentista del País Valencià asesinado por una banda de neonazis hace 27 años. La emisión tuvo un grandísimo impacto y batió récords de audiencia, convirtiéndose en el estreno más visto de la televisión valenciana. Las redes sociales se llenaron de consignas antifascistas, miles de mensajes rezaban Guillem Agulló, ni oblit ni perdó y con gran indignación los valencianos y valencianas recordamos un aparato judicial y un Estado que protegió a sus asesinos. De estos, cuatro quedaron absueltos y el único condenado, Pedro Cuevas, solo cumplió 4 de los 14 años de condena.